Cómo curar el acné en los gatos y en qué consiste.

1
Cómo curar el acné en los gatos y en qué consiste.
3.7 (73.33%) 3 votes

 

Es posible que hayas oído hablar del acné en los gatos.

¿O tal vez has notado pequeños bultos en la barbilla de tu gato y te preguntas si los gatos pueden tener acné como las personas?

A menudo, los dueños de gatos asumen que sus mascotas pueden tener los mismos trastornos y problemas de salud que los humanos.

Otras veces, los dueños de gatos asumen lo contrario y consideran que los gatos y los humanos son completamente diferentes.

El acné del gato no es diferente. Probablemente hayas oído hablar de eso, pero la desinformación en Internet puede ser rampante.

Si puede ser extremadamente difícil analizar toda la información y responder a la simple pregunta de:”¿los gatos pueden tener acné?”

En este artículo, te indicaré  lo que necesitas saber sobre el acné del gato, comenzando con si pueden o no sufrirlo los gatos.

 

¿En qué consiste el acné felino?

En la dermis del gato se encuentran dos tipos de glándulas: sebáceas y sudoríparas. La mayoría de las glándulas sebáceas están asociadas a folículos pilosos y producen una sustancia aceitosa, el sebo, que impermeabiliza los pelos y mantiene la flexibilidad de la piel. Además hay un conjunto de glándulas sebáceas de mayor tamaño que se localizan en la barbilla, los labios, la superficie dorsal de la base de la cola y también los párpados.

La secreción de estas glándulas más grandes lo usan para marcar “su territorio”, y eso lo hacen los gatos frotando la barbilla, los labios, el área temporal y la base de la cola sobre ciertos objetos.

El aumento de actividad de las glándulas sebáceas en la zona de la barbilla provoca un exceso de grasa en la piel y el pelo. Se aprecia particularmente en la barbilla de los gatos blancos o de capas claras como una decoloración amarillenta y oleosa. También pueden aparecer restos de material negro y grasiento en la barbilla.

Dichas zonas son las que nuestros gatos más rozan con otras superficies para dejar su olor y por ello son más propensas a verse afectadas por infecciones bacterianas.

El aumento de actividad de las glándulas sebáceas predispone al  acné felino, que puede suceder en varios grados de severidad.

Algunos gatos pueden tener un solo episodio de acné, mientras que otros tienen un problema recurrente de por vida. Sin embargo, la frecuencia y la gravedad de cada brote de acné pueden variar con cada animal. 

Asociado al acné puede aparecer una infección bacteriana secundaria que genera una foliculitis en los gatos (inflamación de los folículos pilosos).

 

diagnóstico acné gato

 

Síntomas del acné en el gato

Una de las formas más fáciles de constatar si tu gato tiene acné es observar si se frota o rasca con insistencia las zonas afectadas (especialmente, la barbilla y la cola).

Puedes comprobarlo también manualmente, pasando la mano por la barbilla para comprobar si existen granitos, hinchazón o si este se molesta cuando lo haces.

El acné del gato puede aparecer tanto como puntos negros como blancos, dependiendo de la etapa y la gravedad.

El acné del gato puede cambiar de apariencia dependiendo de si al acné lo acompaña una infección bacteriana secundaria.

Los síntomas de la afección pueden incluir cabezas huecas o espinillas, pequeños granos rojos, costras acuosas que pueden desarrollarse en la barbilla, la nariz, la cola y los labios. En los casos más graves, tu gato puede desarrollar nódulos, costras sangrantes, pústulas, pérdida de cabello, enrojecimiento severo de la piel y dolor.

 

Causas del acné del gato

Por lo general, no hay una sola causa del acné de un gato.

Se cree que el acné del gato se debe tanto a un aseo excesivo como deficiente, pero también pueden influir las anomalías en la superficie de la piel de tu gato o en la producción de aceite.

El estrés también puede ser una de las causas más comunes del acné en gatos. Todo aquello que perturbe la tranquilidad de tu felino, puede acabar traduciéndose en problemas de salud para tu mascota

La genética, la raza, la edad y el género no parecen jugar un papel importante en la probabilidad de que ocurra el acné de gato.

Los virus como el calicivirus felino y el virus del herpes felino tampoco parecen jugar un papel importante.

En definitiva, al igual que en los seres humanos, la causa exacta del acné de un gato no se conoce con seguridad y es probable que sean varios factores los que conduzcan al desarrollo del acné.

Cómo tratar y curar el acné gatuno

La mayoría de los casos leves de acné felino no requieren tratamiento, el acné desaparecerá por sí solo dentro de un par de semanas más o menos.

Para calmar el acné leve, puedes enjuagar una toalla con agua tibia y aplicarla en el área afectada. Una compresa tibia puede reducir la hinchazón también.

Los tratamientos tópicos, como toallitas o champús especiales, son una alternativa a los medicamentos antibacterianos orales para el acné felino, pero siempre recetados por un veterinario. 

Si el acné de tu gato es crónico o regresa repetidamente, el veterinario puede diseñar un programa de mantenimiento que evite que tu mascota tenga nuevos brotes. Esto probablemente supondrá limpiar el área del acné una vez a la semana con toallitas para el acné o con jabón antibiótico.

Si el acné de tu gato ha progresado, probablemente te recetarán una serie de antibióticos orales.

Afortunadamente, el acné de gato casi nunca es una condición grave y generalmente es muy fácil de tratar con el medicamento correcto.

A continuación te indico alguno de los tratamientos médicos:

  • Ungüento tópico. La vitamina A de aplicación tópica y los retinoides pueden ayudar en casos leves. Limpia la cara de tu gato con un paño húmedo y luego aplica el ungüento. Haz esto dos veces al día con suavidad la piel inflamada o irritada.
  • La mupirocina. Como el acné se puede asociar en gran medida con las bacterias, los tratamientos como la mupirocina (bactrobán, pomada de uso humano) son válidos para tratar el caso. Para los gatos, la mupirocina es a menudo un tratamiento oral; sin embargo, también se puede administrar de forma tópica.
  • Agua oxigenada(peróxido de hidrógeno) y yodo. Se pueden aplicar con una bola de algodón. Sin embargo, el yodo y las burbujas de peróxido de hidrógeno pueden picar. Debes limpiar el exceso de productos químicos después de aplicarlos, pudiendo ser difícil lograr que tu gato se quede quieto para este tratamiento.
  • Peróxido de benzoilo y clorhexidina. Para casos más severos, se pueden usar pomadas o geles de limpieza que contienen peróxido de benzoilo o clorhexidina. Son antibacterianos y se aplican de forma tópica. 

 

Prevención del acné del gato

El acné del gato a menudo se puede prevenir manteniendo la zona del mentón y la nariz limpias.

Por lo general, los gatos pueden hacer esto sin nuestra ayuda, pero si un gato es extremadamente joven o viejo, es posible que necesiten nuestra ayuda para mantener el área en plena forma.

Sin embargo, algunos gatos tienen acné de gato sin importar lo que hagas.

En estos casos, puede ser muy difícil evitar que se forme el acné, incluso aunque mantengas una rutina de mantenimiento.

 

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

      Deje una respuesta

      Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

      ACEPTAR
      Aviso de cookies
      El inicio de sesión/registro está temporalmente inhabilitado