Cómo debes cuidar un gatito de un mes

Lo normal, es que un gatito bebé pase todo el tiempo con su mamá gata durante los primeros días de su vida. Ella se ocupará de todo lo que necesite, entre ello de proporcionar calostro, el alimento más importante para las crías durante su primera semana de vida.

El calostro lo toman los gatitos bebés en las 24 a 72 horas de vida. El calostro proporciona anticuerpos y antimicrobianos, lo que desarrolla las defensas del intestino, y proporciona factores de crecimiento, muy importantes para las crías. Durante este tiempo de lactancia no es conveniente tocarles ni manipularles.

Pero en ocasiones, podemos encontrarnos con gatitos abandonados por su mamá. Asimismo, puede suceder que la gata no alimente o rechace a sus crías. Ante esta circunstancia, podemos cuidar del gatito o de la camada, o entregarlo a un refugio.

Si decides cuidar a un gatito abandonado (huérfano o cuya madre no cuida), hay algunas reglas, que debes seguir para darle la oportunidad de sobrevivir, y que te enumero en este artículo.

Si has decidido mantener un gatito de menos de un mes, abandonado o cuya mamá se niega  a alimentarlo o no puede manejarlo, esto es lo primero que debes saber: sin ayuda, un gatito sin mamá no tiene posibilidades de sobrevivir.

El primer paso, es determinar la edad del gatito para proporcionar la atención adecuada. Por ejemplo, un gatito de un mes necesita más cuidados y precauciones que un gatito de 4 o 5 meses y el riesgo de que muera aumenta.

Sería conveniente que lo examinará un veterinario. Este determinará una edad bastante confiable y establecerá  la atención y asesoramiento adaptados a la situación. 

El veterinario que lo vea:

  • Examinará la temperatura del gatito, para evitar una posible hipotermia.
  • Comprobará el estado de hidratación del gatito.
  • Verificará el estado de desnutrición y establecerá, en su caso, la necesaria ingesta de nutrientes.
  • Procederá a la desparasitación del gatito.
  • Establecerá contigo una estrategia de cuidados necesarios para lograr la supervivencia del gatito.

Instagram:@thekittenfostermama

Cuidados necesarios para un gatito de un mes

Es muy importante saber qué hacer para ayudarlo mejor y así aumentar sus posibilidades de sobrevivir. 

Te he indicado lo importante de saber su edad, ya que un gatito por debajo de 3 a 4 semanas, requiere mucha atención porque todavía depende en gran medida de la mamá que vas a sustituir. 

Este gatito es muy frágil, está al comienzo de su vida. La atención que te exigirá es comparable a la exigida por un bebé humano.

1. La importancia de mantener su temperatura óptima

Hasta alrededor de las 3 semanas de edad, el gatito no puede regular su propia temperatura. Por eso, verás gatitos hechos una pelota en su nido, abrazados uno contra  otro o con su madre. Sin una buena temperatura ambiente, sin calor corporal y sin alimentos, en la naturaleza, un gatito solo no tiene posibilidades de sobrevivir.

Crea algo parecido a un nido. puedes usar un transportín o una caja. Coloca paños o una manta para crear un nido acogedor y aléjalo de corrientes de aire y seco.

La temperatura promedio de un gatito es de solo 35.5 ° C al nacer, mientras que la de un gato adulto oscila entre 38 y 39 ° C. Por debajo de 35 ° C, su vida está en peligro.

Trata de mantener al gatito en una habitación bien caliente (conveniente los 26 ° C), puede ayudarte una lámpara de infrarrojos o una manta térmica con una temperatura bloqueada (para evitar quemaduras).

2. La alimentación de un gatito de un mes

Siguiendo con los cuidados para gatos de un mes, paso a tratar la alimentación de estos pequeños. Los requisitos de energía y calor de un gatito son considerables si los comparamos con su tamaño. Un gatito amamanta regularmente durante el día. La leche proporciona el calor de la madre a su interior y los nutrientes necesarios para su crecimiento y desarrollo.

Debes saber que, en ningún momento, debes darle leche de vaca, cabra, oveja a un gatito, esto se debe a que el sistema inmunitario de los cachorros bebés apenas está desarrollado, y tienen dificultad para metabolizar esta leche. La opción más acertada, es comprar leche maternizada para gatos que tiene las proteínas y los nutrientes necesarios.

La cantidad de comidas

El número de tomas y la cantidad de leche que debes dar en cada comida varía según la edad del gatito y el tipo de leche utilizada. En general, el número de comidas es:

  • 8 comidas al día la primera semana.
  • 6 comidas al día la segunda semana.
  • 5 comidas al día la tercera semana.
  • 4 comidas al día la cuarta semana.
  • 3 o 4 comidas al día hasta el destete.

Estas comidas se distribuirán a intervalos regulares durante veinticuatro horas, sabiendo que los biberones de la noche pueden estar un poco más separados.

En cuanto a la cantidad de leche, deberás respetar las cantidades que establezca la fórmula de leche que compres.

El gatito a menudo beberá tanto como quiera. No deberías obligarlo a beber. Es mejor dar un poco menos de comida los primeros días y aumentar gradualmente las cantidades. Si el gatito bebe demasiado, su estómago estará sobrecargado y la digestión será difícil.

Si el gatito duerme poco, maúlla mucho y está agitado, es porque tiene hambre o frío. Al nacer, los gatitos pesan aproximadamente de 90 a 110 gramos.

Instagram:@okrrahfarm

Modo de alimentarlo

La leche se la administrarás con un biberón y una tetina. El orificio de la tetina no debe ser demasiado grande para evitar que la leche fluya demasiado rápido y que el gatito trague demasiado, lo que puede provocar problemas pulmonares.

El gatito debe mamar poco a poco y sin prisa, lo que puede ser laborioso durante las primeras veces. No debes presionar el biberón para acelerar la alimentación, de lo contrario, el gatito tendrá una falsa deglución.

La leche debe administrarse tibia porque demasiado caliente puede causar quemaduras. El biberón debe limpiarse a fondo después de cada uso.

Tan pronto como el gatito tenga tres semanas de edad, puede ofrecerle algunos alimentos sólidos del tipo puré.

El destete es la transición de una dieta exclusivamente láctea a una dieta mixta. Comienza alrededor de la edad de tres a cuatro semanas con la introducción gradual de alimentos sólidos.

Puedes mezclar una pequeña cantidad de alimento sólido con la leche maternizada para formar una especie de papilla bastante líquida que colocarás al gatito en un recipiente poco profundo.

Si no quiere probarlo, puedes poner esta mezcla en tus dedos y dejar que el gatito lama. También puede extenderlo sobre sus labios, para que pueda saborearlo lamiendo.

Una vez que coma esta papilla, disminuirás gradualmente la cantidad de leche y finalmente la eliminarás. Aumenta la comida sólida al mismo tiempo.

3. La limpieza del gatito bebé

Los  gatitos cuidados adecuadamente, están muy limpios:

  • La madre lame los cuerpos de los gatitos  para mantenerlos limpios.
  • Ella estimula el ano y sexo de los gatitos para ayudarles a orinar, defecar y eliminar sus excrementos.

Después de cada biberón, debes frotar la parte inferior del abdomen (sexo y ano) de los gatitos con una compresa o un paño humedecido con agua tibia. Esto hará que eliminen orina y excrementos. Es automático, si no lo haces, no podrán orinar ni defecar y morirán.

El gatito debería al menos hacer caca, de  esta manera, una vez al día. En las demás ocasiones, generalmente solo orinan. También trata de pasarle una toallita o un paño apenas húmedos  para limpiarlo, al menos, una vez al día.

Instagram:@alarconphotography

4. Controla el peso del gatito

El peso de los gatitos es un factor importante que influirá en el éxito o fracaso de su supervivencia. Un gatito al nacer pesa, como promedio, 100 g+/- 10 g. Algunas variaciones son posibles dependiendo de la raza.

Cuanto más bajo esté de 90 g, al nacer, más frágil es la vida del gatito. Aquellos cuyo peso se coloca por debajo de 75 g no tienen muchas posibilidades de sobrevivir sin una mamá gata, ya que,  aparte del primer día en que el gatito puede perder un máximo del 10% de su peso al nacer, el peso solo aumenta gradualmente todos los días.

Un gatito cogerá, en condiciones normales, de  5 a 10 g por día. Deberías pesarlo diariamente con una báscula de cocina que mida al gramo más cercano. Deberías preocuparte si su peso disminuye o no varía más de 2 días consecutivos. En este caso, llama al veterinario. El pesaje es esencial para monitorear al gatito.

Instagram:@millipedeandmagellan

Conclusión sobre cuidar gatito de un mes

Con un veterinario, calcula la edad y la viabilidad (capacidad de vida) del gatito.

Si el gatito tiene menos de 4 semanas de edad :

  • Haz todo lo posible para mantener el calor constante del gatito.
  • Alimenta al gatito regularmente con una fórmula de leche adecuada.
  • Mantenlo limpio ayudándolo a satisfacer sus necesidades, esto es vital.
  • Controla su peso y que este aumente regularmente.
  • Llama al veterinario si surge algún problema.

Finalmente, sucede con bastante frecuencia y desafortunadamente que, debilitados por el abandono, los gatitos no logran sobrevivir y terminan muriendo a pesar de tus cuidados. No te culpes, tú has intentado aumentar sus posibilidades de vivir, porque, sin ti, no hubiera tenido ninguna.

Estoy deseando escuchar tu opinión

      Encantado de que dejes un comentario

      Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

      ACEPTAR
      Aviso de cookies
      Migatapersa
      El inicio de sesión/registro está temporalmente inhabilitado