12 Consejos para mantener limpia la casa con un gato

Los gatos son mascotas fáciles de tener en casa. Son bastante independientes, no necesitan pasear todos los días y se mantienen limpios. Te proporcionan una compañía agradable y cómoda y no nos piden demasiado a cambio. Dicho esto, también tienen una habilidad natural para ensuciar mucho tu casa.

Los desastres de los gatos suelen ser bastante pequeños, pero si pasan desapercibidos, pueden convertirse en un gran problema. Además de ser antiestéticos y hacer que tu casa se vea sucia, pueden ocasionar algunos olores desagradables.

Una vez que esos olores se instalan, es difícil deshacerse de ellos. Reconocer los desastres de los gatos para poder limpiarlos rápida y correctamente ayudará a evitar los olores desagradables que seguirán.

El encontrar pelos de gato por toda la casa es una de las quejas, más habituales de los propietarios de felinos. Un método eficaz para recoger el pelo de tu gato consiste en utilizar un aspirador especial como los que recomiendan en Casaesmart.

 A continuación, te indico unos buenos consejos para mantener tu hogar limpio con un gato.

La mejor forma de mantener el pelo del gato bajo control, es cepillarlo, a menudo, con una herramienta adecuada. Cuantos más pelos puedas retirar durante el cepillado, menos tendrás que preocuparte de encontrarlos por toda los rincones de la casa.

Cepillar a tu gato con regularidad, una vez al día o una vez cada dos días, reducirá la cantidad de exceso de pelo que lleva. Y eso significa menos pelo que se desprende de tu gato al suelo, se adhiere a tus muebles, obstruye tu aspiradora y aparece en tu ropa.

Para acostumbrarlo a este cepillado habitual y mantener la casa limpia es importante que tu gato esté bien adiestrado.

 

instagram@silverandgoldkot

2. Ten una manta exclusiva para tu gato

Para reducir el olor en tu casa, asigna un par de mantas que sean solo para tu gato. La mejor solución es cubrir con mantas las áreas de la casa donde a tu gato le gusta dormir. Tal vez el borde de la cama o la esquina del sofá sea su sitio favorito, coloca una manta allí.

Al dedicar una manta únicamente para tu gato, reducirás el pelo que se acumula en la ropa de cama y en los muebles. Además, también puedes lavar la manta con regularidad para que mantenga un olor fresco y limpio.

Si tienes una manta sobre un mueble, ese es el primer lugar donde se acostará tu gato. 

Instagram@lee_potato_cat

3. Mantén limpia su caja de arena

Una caja de arena bien limpia es fundamental para eliminar el desagradable olor a heces de tus gatos. Debes limpiar la caja al menos una vez al día y cambiar la arena para gatos por completo cada semana. Cuando renueves la arena higiénica, asegúrate de frotar bien la caja con agua y detergente para platos.

La ubicación de la caja también es muy importante. Encuentra una zona, lejos de la cocina y sala de estar, que guste a tu gato, y evita colocarla sobre alfombras y superficies similares.

4. Prevenir los rastros de granos de arena

Los rastros de los granos de la arena para gatos, es una de las quejas más comunes que tienen los dueños de gatos. De alguna manera, la arena termina en todas partes: en el piso, en tus zapatos, incluso en tu cama.

El rastro de arena es causado por los granos de arena que se pegan a las patas y al pelaje de tu gato después de haber usado su caja. A muchos gatos también les gusta “cavar” en sus cajas, pateando y tirando arena por todo el suelo. Luego lo llevan a todos los rincones de tu hogar.

Una de las soluciones, sería el comprar alguna de las alfombras y tapetes diseñados específicamente para atrapar la arena que se pega a las patas de tu gato cuando sale de la caja de arena. Puedes elegir desde alfombras de goma con ranuras hasta alfombras de sisal.

Otra solución está en cajas de arena con lados altos que ayudan enormemente con el problema de la dispersión de la basura. También las cajas con tapa y entrada superior pueden ayudar a eliminar el problema de dispersión, el gato puede escarbar la arena y luego saltar fuera, con suerte, dejando la mayor parte de esa arena en la caja.

5. Limpia los accidentes del gato lo antes posible

Los gatos tienen accidentes (vómito, caca, orina), límpialos tan pronto como los encuentres. Estos pueden dejar un olor desagradable en tu hogar si no se limpian de manera adecuada y rápida. Si el olor persiste, tu gato puede seguir ensuciando los mismos lugares.

Usa toallas de papel para limpiar los sólidos y la mayor cantidad de líquido posible. Limpia el área con agua y jabón y sécala. Una vez hecho esto, rocía el área con un limpiador enzimático para neutralizar cualquier olor. Las enzimas del limpiador descomponen y neutralizan los ácidos que causan los olores.

6. No alimentes a tu gato en la cocina

Los tazones de comida y agua en el piso de la cocina pueden causar un problema si se vuelcan. La mejor solución es que encuentres otro lugar para alimentar a tu gato.

Intenta alimentar a tu gato afuera, en el porche o en una habitación. Todos estos son sitios donde el tránsito de gente es menor y tus gatos pueden comer sin ser molestados. Por supuesto, esta no es una solución definitiva para todos, pero reducirá los derrames de comida y agua en la cocina.

7. Utiliza una aspiradora con frecuencia

Si tienes un gato, es importante que también tengas una aspiradora muy potente. Para mantener al mínimo el exceso de pelo de gato en tu hogar, lo mejor es pasar la aspiradora con frecuencia. En la actualidad, algunas aspiradoras vienen con filtros de alérgenos de alta eficiencia, perfectos para recoger esos finos pelos de gato que se han incrustado en tu alfombra. Es recomendable pasar la aspiradora cada dos o tres días.

No te olvides de limpiar los zócalos de tu casa, ya que a menudo es donde se deposita una gran cantidad de pelo y polvo. Limpia los zócalos con un paño húmedo y luego pasa la aspiradora para recoger los pelos sueltos que hayan quedado. Esta es una excelente manera de reducir la acumulación de pelos de gato en tu hogar.

8. Protege tus muebles

Dependiendo del tipo de muebles que tengas, el pelo de tu gato puede ser realmente un problema. Los muebles de cuero se pueden limpiar con un paño húmedo, pero la mayoría de los muebles de tela y microfibra se aferran al pelo del gato como un imán.

Para limpiar sofás y muebles de tela, el secador puede servirte para despegar el pelo de los gatos. Si lo enciendes en frío y a máxima potencia, las fibras del pelo se sellan, con lo que se evita que se genere electricidad estática y se consigue así que se despeguen más fácilmente de los tejidos.

Otro truco consiste en utilizar guantes de fregar, basta con mojarlos y pasarlos por encima de la superficie a limpiar. De esta forma, se reduce la electricidad estática de los pelos y se quedan adheridos al guante. Es útil para alfombras y tapizados.

También es útil usar fundas para muebles para mantener el pelo de gato fuera de los muebles de tela.

9. Adquiere un purificador de aire

Mantén un buen purificador de aire cerca de la ubicación de la caja de arena. Esto puede reducir en gran medida cualquier olor que pueda viajar por el resto de su casa.

Tal vez no sea la solución más barata, pero sin duda sí con la que más notarás cómo el aire se renueva. Un buen purificador de aire, no solo te ayuda con los malos aromas, también hará que algunas sustancias poco beneficiosas que circulan en el aire, se eliminen y tu salud lo notará. A las personas con alergias les sienta de maravilla.

10. Limpia los muebles con bicarbonato de sodio

Las personas que no tienen gatos son más propensas a notar el olor que puede tener una casa cuando hay uno o más gatos viviendo allí. Puede ser que te hayas acostumbrado al olor, pero el olor, definitivamente, está ahí.

Una de las mejores formas de reducir los malos olores en tu hogar es limpiar tus muebles con bicarbonato de sodio. Esta es una gran solución de limpieza natural que es segura para usar cerca de sus gatos e ideal para mantener su hogar fresco y libre de olores.

Utiliza una cucharadita de bicarbonato de sodio, con un litro de agua tibia y una taza vinagre, mezcla los ingredientes y humedece un trapo con la mezcla. Aplica la mezcla en los muebles removiendo con movimientos circulares.

11. Mantén las encimeras y las mesas limpias

Es importante mantener a sus gatos alejados de los mostradores y las encimeras de la cocina donde se prepara la comida. A los gatos les encanta holgazanear en las superficies lisas y elevadas de tu hogar y, lamentablemente, las encimeras de tu cocina no serán una excepción. Por eso es fundamental limpiar las encimeras con un agente de limpieza antibacteriano tan a menudo como sea posible, sobre todo antes y después de preparar la comida.

Instagram@dread_cat_lady

12. Ventila tu casa con regularidad

He hablado sobre el olor que pueden causar los gatos en un hogar, una de las mejores maneras de reducirlo es abriendo las ventanas y ventilando tu hogar diariamente. Si tienes el hábito de abrir las ventanas y dejar que circule aire fresco un par de veces al día, encontrarás que los olores en tu hogar se reducen significativamente.

 

Estoy deseando escuchar tu opinión

Encantado de que dejes un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Migatapersa
El inicio de sesión/registro está temporalmente inhabilitado