Infección de los ojos en los gatos recién nacidos

2

 

Dos de las infecciones  oculares más comunes que pueden sufrir los gatitos recién nacidos son:

  • La conjuntivitis. Una infección en la membrana mucosa que es responsable del revestimiento de la superficie interna del globo ocular y de los párpados.
  • Una infección de la córnea que es el revestimiento transparente de la superficie frontal del globo ocular.

Estas infecciones tienden a ocurrir después de que los párpados superior e inferior se separan y se abren, lo que suele acontecer alrededor de las dos semanas.

La fuente más común de infección es la secreción infecciosa de la vagina en el momento del nacimiento. Un ambiente antihigiénico puede ser igualmente la causa. Las bacterias estreptococos o estafilococos son los culpables más comunes de una infección ocular en un gatito. El virus del herpes también es una causa común de infección ocular en los gatitos.

Si dejas el problema sin tratar, puede causar ceguera permanente.

Además de este artículo, también te puede interesar leer la visión de los gatos.

 

Síntomas de las infecciones oculares en los gatos bebés

  • El ojo puede desarrollar conjuntivitis, con inflamación, enrojecimiento y secreción de la conjuntiva.
  • Los párpados superiores e inferiores están pegados entre sí debido a secreciones secas y costras.
  • Los párpados se adhieren a la parte frontal del ojo.
  • Secreción del ojo  similar al pus o que tiene mucosidad (líquido claro) con algo de pus.
  • Los párpados superiores e inferiores se abultan hacia fuera debido a la hinchazón y / o la acumulación de líquido dentro del orificio o del orbe.
  • Córnea ulcerada (llagas en la superficie del globo ocular donde las bacterias han hecho agujeros a través del recubrimiento).
  • Globo ocular colapsado.

Causas de la infección de ojos en gatos pequeños

Las infecciones oculares en gatos recién nacidos se observan con frecuencia en gatos rescatados o mantenidos en ambientes sucios, aunque no es infrecuente en gatos que están debidamente alojados y cuidados.

Dos causas comunes de infecciones son:

  • Un área de crianza sucia.
  • Una infección vaginal en la madre gata, cerca del momento del nacimiento.

 

Diagnóstico de la infección ocular en gatitos

Si la observación visual del gato recién nacido muestra los signos habituales de una infección ocular, enrojecimiento, hinchazón, secreción y una incapacidad para abrir el ojo por completo, debes hacer que un veterinario vea a tu gato. No olvides de que existe la posibilidad de que el gato sufra daño ocular permanente si la infección no se trata adecuadamente.

El veterinario comenzará con un examen físico completo del gato recién nacido y quizás necesite un historial médico  del embarazo, del parto y de la madre del gato recién nacido.

El veterinario puede querer analizar una muestra del flujo vaginal de la madre para determinar si la infección ocular se transmitió de la madre al gatito durante el parto.  Para descartar otras causas de la infección ocular, podría ordenar un análisis de sangre que incluya un hemograma completo y un perfil químico de sangre y también puede tomar una muestra de orina para su análisis.

El veterinario, para descartar un daño real en el ojo, puede manchar el ojo del gato recién nacido con un tinte químico llamado fluoresceína. Este producto químico hará que cualquier rasguño o sustancia extraña sea fácilmente visible al examinarlo con una luz azul.

Tratamiento de la infección

En la mayoría de los casos, las gotas para los ojos formuladas especialmente para su uso en gatitos son recomendadas por veterinarios.

Deberías utilizar una solución salina para eliminar los restos de costras alrededor del ojo del gatito antes de aplicar las gotas para los ojos. La aplicación de compresas tibias y la eliminación constante de los restos de costras ayudan a evitar que los párpados del gatito se peguen mientras se trata la infección.

Las infecciones oculares pueden ser altamente contagiosas. Mantén  limpio el lugar donde duermen la madre y la camada y pregúntale al veterinario si el gato recién nacido debe mantenerse alejado de la madre o del resto de la camada. La infección generalmente desaparecerá en una o dos semanas con el cuidado adecuado.

 

 

 

Estoy deseando escuchar tu opinión

      Encantado de que dejes un comentario

      Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

      ACEPTAR
      Aviso de cookies
      Migatapersa
      El inicio de sesión/registro está temporalmente inhabilitado