Qué hacer para que mi gato no me muerda. Pasos para arreglar el problema

1
Qué hacer para que mi gato no me muerda. Pasos para arreglar el problema
2.6 (52.5%) 8 votes

 

Tu gato te ataca en cada oportunidad que tiene.

¿Qué mi gato me ataca? Sí, te ataca cada vez que caminas por la cocina, se esconde debajo de la mesa, salta y ataca tus tobillos.

¿Por qué los gatos muerden?, de eso estoy hablando, lectores. 

Mi gata Nina estaría en el grupos de los gatos poco receptivos a las caricias. En algunos momentos nos muerde, pero se trata de su manera de darnos un “aviso” de que paremos,  no lo consideramos un problema de comportamiento, tampoco es frecuente.

En este artículo breve te hablaré sobre lo que debes hacer si tu precioso gato se ha convertido en un gran “mordedor”. Si tu gato te está continuamente mordiendo, te habrás planteado, ¿cómo puedo corregir tal comportamiento y cómo debo reaccionar ante él?

¿Por qué mi gato me muerde? Tipos de mordeduras de gato

Lo primero que debes hacer cuando se trata de un gato que muerde es distinguir entre mordeduras agresivas y mordiscos suaves (a veces llamados “mordiscos de amor”). Para cambiar o trabajar con un comportamiento, debes saber por qué está sucediendo.

La mordedura agresiva es dolorosa y puede provocar hemorragias, infecciones e incluso cicatrices. Cuando un gato muerde de forma agresiva, generalmente se debe a que siente temor o porque reacciona a la presencia de otro gato en la zona. Este tipo de mordiscos pueden también tener relación con la agresión en el  juego (jugando demasiado bruscamente), la agresión territorial o una respuesta basada en el abuso temprano que el gato pudo haber soportado. La agresión en el  juego es la razón más común de mordeduras de gatos hacia los humanos.

Por otro lado, están los llamados “mordiscos de amor”, que son en realidad una forma de comunicación entre gatos, y generalmente ocurren cuando un gato se siente sobreestimulado o cuando el gato siente un fuerte vínculo contigo. Estas mordeduras son generalmente suaves.

mi gato me muerde

Imagen: https://www.youtube.com/watch?v=Si-yk1KxYX0

Establecida la diferencia entre los tipos de mordeduras, te indico a continuación posibles causas de las mordeduras.

Los gatos normalmente no muerden por miedo, como lo hacen los perros. Un gato que está asustado o estresado huirá y se ocultará, a menos que no pueda escapar. Asegúrate de que tu gato siempre tenga un lugar seguro donde pueda escapar de situaciones estresantes, incluidos niños, otros gatos o  perros.

Los gatos juguetones pueden ser bastante agresivos. Cuando tienes varios gatos es normal que jueguen peleándose. Los gatos necesitan gastar energía, y estar al acecho y atacarse entre sí es una de las formas para lograrlo.

Los gatitos y los gatos jóvenes pueden ser bastante ásperos entre sí. Los gatitos pelearán, con muchas mordeduras y rasguños. Así es como aprenden habilidades de caza que pueden necesitar como adultos. Los gatos generalmente juegan entre sí para practicar sus habilidades sociales y para trabajar en su coordinación. 

Aunque morder y rascarse son partes normales del comportamiento de un gato, tu gato debe aprender que no eres otro gato. Tampoco eres un juguete. Nunca animes a tu gato a jugar agresivamente contigo. Atacar tu mano puede ser bonito cuando es un gatito, pero no es tan divertido cuando es un gato adulto, armado con dientes y garras.

Y, por supuesto, hay una agresión inducida por las caricias. Esto es cuando tu amigo felino de repente ya no parece tan amistoso después de que lo has estado acariciando por unos minutos. Él puede dedicarte una mirada de enfado, pellizcar o morder, y luego salir corriendo. Te deberías preguntar: “¿Cuál es su problema?”

Recuerda que los gatos son criaturas muy sensibles a los sentidos. Pueden disfrutar que los acaricien durante unos minutos, pero estas caricias se pueden volver desagradables, incluso dolorosas, si duran demasiado tiempo. 

Probablemente no te das cuenta de lo enfadado que se está poniendo. Crees que está disfrutando de que le acaricien, pero él se molesta cada vez más, hasta que finalmente, se da vuelta y te muerde o araña.

Pero generalmente hay algunas señales de advertencia que seguro que ignoras:
  • Tu gato estrechará sus ojos y pondrá sus orejas hacia atrás.
  • De repente puede volver la cabeza hacia tu mano mientras lo acaricias.
  • Moverá su cola de forma nerviosa de un lado para otro.
  • Sus ojos se dilatan.
  • Puede ponerse inquieto y actuar como si quisiera saltar de tu regazo.

Presta atención cuando acaricias a tu gato, deja que tu gato guíe tu mano. Y siempre asegúrate de que tu gato pueda irse cuando lo desee.

Siempre atento a las señales de comportamiento de tu gato. Un gato a menudo muerde porque el humano no comprende lo que está tratando de decir. Cuando tu gato te está indicando que ha tenido suficientes caricias por ahora, lo mejor es escucharlo. 

Evita tocar el vientre de tu gato. Este es un área que los gatos protegen instintivamente. Acaricia a tu amigo detrás de las orejas y debajo de la barbilla.

 

5 pasos para corregir el problema de que tu gato te muerda

Ahora que conocemos los motivos de la agresión en el juego, es hora de pensar en formas de manejar el juego brusco de nuestro gato y, al mismo tiempo, permitir que se diviertan y hagan ejercicio.

Establezca tiempos de juego regulares con su gato. Si un gato o gatito se siente aburrido e intenta que juegue, pueden mordernos o arañarnos bruscamente para tratar de llamar nuestra atención y provocar una reacción, como lo haría con otro gato. Si el gato sabe que espera que juguemos a ciertas horas del día, es menos probable que intente buscar nuestras manos o pies cada vez que caminemos. Este tiempo de juego también consumirá una buena cantidad del exceso de energía del gato y les dará la oportunidad de cazar algunas “presas” y practicar sus habilidades. Diez minutos de juego dos veces al día es una recomendación común.

Juega con el gato usando juguetes. Es lindo y divertido mover nuestras manos debajo de una manta o en el piso y dejar que un pequeño gatito ataque, pero una vez que un gato es mayor pueden asociar nuestras manos y pies con el tiempo de juego y atacar tanto como sea posible, ¡causando dolor y heridas abiertas! A los gatos les va mejor cuando utilizamos juguetes que están separados de las manos y los pies, como los juguetes tipo cañas de pescar, por ejemplo, que pueden perseguir, atacar y morder. De esta manera, nuestro gato asociará los juguetes con el tiempo de juego y no con nuestros cuerpos.

Lleve un juguete y úselo como una distracción si el gato ataca los pies y las piernas cuando pasamos caminando. A medida que el gato se va acostumbrando a la idea de que los juguetes son para jugar y los cuerpos humanos no, es posible que tengamos que distraerlos antes de que salten y muerdan. Esto significa que es una buena idea tener un juguete a la mano (o en un bolsillo) siempre que sea posible para que pueda tirarse al suelo como una distracción de nuestros tobillos y dedos de los pies si detectamos un ataque de gato que se aproxima.

Si el gato ataca durante el tiempo de juego o en cualquier otro momento: alejarse, mirar hacia otro lado, y no participar. Los gatos intentan atacar y jugar porque están tratando de hacer que juguemos. No responden bien al castigo, gritos o en cualquier momento de estímulo negativo. Sin embargo, los gatos entienden cuando los ignoramos y dejamos de prestar atención al mal comportamiento. Si nuestro gato de repente nos está mordiendo o se está volviendo agresivo con nosotros durante el tiempo de juego, lo mejor es caminar hacia otra habitación e ignorar al gato si eso sucede. No hagas contacto visual, no toques al gato y no ofrezcas golosinas o levantes al gato.

Mantenga el ambiente interesante. Intente darle nuevos juguetes al gato cada cierto tiempo, o instale perchas y esconda espacios para que el gato pueda pasar tiempo jugando solo también. Si cuentan con varios juguetes y un ambiente divertido, ¡nuestros gatos podrán entretenerse (y utilizar una buena cantidad de energía) durante bastante tiempo!

 

 Y, por último, nunca pegues, grites, persigas o pierdas el control con tu gato porque eso aterrorizará al gato o lo confundirá por completo.

Imagen portada

      Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

      ACEPTAR
      Aviso de cookies
      El inicio de sesión/registro está temporalmente inhabilitado