¿Tu gato te está robando cosas? ¿Por qué lo hace?

1
¿Tu gato te está robando cosas? ¿Por qué lo hace?
4.5 (90%) 2 votes

 

¿Tienes un ladrón peludo de cuatro patas en tu casa? ¿Ha desaparecido de repente un bolígrafo que acabas de dejar en una mesa? ¿O tal vez ha desaparecido algo de comida de tu plato? ¿Tus llaves? ¿Un calcetín? 

Si algo parecido te ocurre, qué sepas que no estás solo. Muchas personas comparten sus vidas con gatos que parecen tener dedos muy “ágiles”o más bien, patas. Buena noticia es que el comportamiento de tu gato no es inusual. De hecho, es bastante común que nuestros amigos felinos roben cosas. Después de todo, los gatos disfrutan de unas características físicas ideales para convertirse en el perfecto “ladrón gato”.

Aunque puede incomodarte que tu camiseta favorita desaparezca, no es un gran problema si esto no sucede muy a menudo. Es posible que solo tengas que jugar con tu gato un poco más o mejorar su “espacio” para intentar sacarlo del hábito.

Aquí te indico algunas razones por las qué tu gato te está robando cosas  y cómo ayudarte a evitarlo.

 

1. Quiere llamar tu atención

Algunos gatos pueden robar como una forma de llamar la atención. En ocasiones, hemos podido reforzar ese hábito con nuestras reacciones a ese comportamiento. Por ejemplo, si has visto a tu gato jugar con el objeto y no has dicho nada o incluso has participado en el juego antes de quitárselo, qué sepas que has reforzado ese comportamiento inadecuado. 

Los gatos son animales muy inteligentes y si tu gato ve que robando recibe tu atención, lo más probable es que repita el comportamiento, lo alentará a hacerlo nuevamente. Incluso tu respuesta negativa, como gritar o disuadir a tu gato, también puede hacer que el comportamiento del robo se repita.

Para evitarlo, intenta prestar atención a tu gato solo cuando haga cosas positivas como ser mimoso, ronronear, golpear su cabeza contra ti, etc. Con esto reforzarás el comportamiento adecuado y le mostrarás que si hace algo bueno tendrá tu atención.

Cuando roba algo, aunque te costará hacerlo, ignora por completo a tu gato. Esto le enseñará que no tendrá una reacción tuya.

 

2. Tu gato se aburre y quiere jugar

Tu gato puede estar robando cosas porque está un poco aburrido. Te coge cosas para jugar con ellas, no le importa si es tu costoso collar de diamantes, ¡solo busca algo para entretenerse!

Para evitar el aburrimiento, intenta jugar más con tu gato. ¡A los gatos les encanta jugar y también ayudas a satisfacer su instinto de caza! También es una forma de que interacciones con tu gato y pases más tiempo con él.

 

3. Te coge cosas porque está estresado

Su gato puede estar robando objetos tuyos porque le proporcionan consuelo si se siente estresado.

Algunos gatos sufren un trastorno en el comportamiento conocido como succión de lana y telas, en este caso,  los objetos robados pueden ser calcetines u otros artículos de tela. Este comportamiento es la variante de un trastorno de comportamiento conocido como con el nombre de malacia o pica.

También tu gato puede robar un objeto que contenga el aroma de un miembro de la familia como una forma de calmarse

Si sospechas que el comportamiento está relacionado con el estrés, consulta con el veterinario para asegurarte primero de que no haya una enfermedad subyacente, especialmente si tu gato está involucrado en el comportamiento de succión de lana. Luego, trata de descubrir qué puede estar causando el estrés. 

Ten en cuenta que los factores causantes del estrés para un gato pueden ser muy pequeños desde la perspectiva del humano. Incluso algo como un cambio en tu horario de trabajo o el hecho de que tu hijo mayor acaba de ir a la universidad podría ser un posible desencadenante. 

Trata de aliviar el estrés y aumentar el enriquecimiento ambiental para darle a tu gato otras alternativas para su comportamiento. El tiempo de juego y el enriquecimiento ambiental también son generadores de confianza porque permiten que el gato se involucre en comportamientos naturales y normales, como cazar, escalar, saltar, acechar y correr. 

 

4. Cumple con su instinto de caza

Tu gato está tratando de simular la caza como harían sus ancestros. Es algo natural para ellos y el robar tus objetos podría ser un sustituto de sus presas. En este caso, es más probable que se limite a mover cosas, en lugar de robarlas y esconderlas.

En estos casos, es probable que tu gato robe los objetos y los cargue con su boca como si llevara una presa, e incluso puede gruñir mientras camina por la casa con su “presa”. 

Si el gato muestra agresividad hacia un miembro de la familia u  otra mascota de la casa debido a su obsesión con los objetos, quizás sería conveniente consultar con un conductista veterinario.

Podrías tenerlo entretenido con un pájaro o un ratón de juguete para simular la caza y así tenerlo ocupado.

 

5. Tu gato te roba comida

Los gatos son depredadores por lo qué están muy motivados por la comida. Tienes tantos aromas de comida tentadora que pasan por delante de la nariz de tu gato varias veces al día, que es muy difícil que pueda resistirse.

Has podido facilitar el comportamiento del robo de alimentos si le has acostumbrado a ser alimentado desde la mesa. Si le has ofrecido trozos de tu propia comida mientras la comes o le has recompensado con comida cuando te lo ha pedido durante las comidas familiares, le has creado un mal hábito a tu gato.

El robo de alimentos también puede ocurrir si dejas restos en una mesa o en la encimera de la cocina. Si sabes que tienes un ladrón de comida felina, elimina la tentación asegurándote de que no dejas sobras.

Para reducir y, con suerte, eliminar el comportamiento del robo de alimentos, puedes incorporar alimentadores tipo rompecabezas en la rutina de la comida de tu gato. Si lo alimentas tanto con alimentos húmedos o secos, puedes comprar o construir alimentadores de rompecabezas para lograr que tu gato coma lentamente y disfrute de una  forma de juego mientras come.

 

¿Cuándo el robo es un problema?

Si tu gato solo tiende a robar cosas de vez en cuando, no lo consideres como un gran problema que deba abordarse. Por ejemplo, la falta de estimulación puede abordarse haciendo cambios en su entorno, y con ello solucionarlo.

Sin embargo, si ves que los robos de tu gato se están volviendo algo obsesivo, es posible que debas hablar con un veterinario sobre las posibilidades de tratamiento. Si la ansiedad es un factor subyacente potencial, esto puede tratarse mediante terapia conductual, cambios en el entorno de tu gato y medicamentos.

 

 

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

      Deje una respuesta

      Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

      ACEPTAR
      Aviso de cookies
      El inicio de sesión/registro está temporalmente inhabilitado